27 de mayo de 2024

Seguro de vida: Cinco recomendaciones para elegir el mejor, según Profeco

Un seguro de vida puede hacer la diferencia en caso de que una situación lamentable ocurra, como la muerte, dejando a tus seres queridos desamparados. Sin embargo, eso se puede evitar al contratar uno, por lo que Profeco emitió una serie de recomendaciones.

Este mecanismo también cubre eventualidades como casos de invalidez o supervivencia.

¿Qué es y cómo funciona un seguro de vida?

De acuerdo con la Revista del Consumidor, se trata de un “instrumento financiero por el cual se da una suma asegurada por fallecimiento, invalidez o supervivencia debido a algún siniestro”.

En un artículo, explican que suele ser otorgado por una aseguradora, la cual establece su vigencia desde el momento cuando firmas un contrato, es decir, una póliza.

En ese documento, la institución crea el compromiso de “compensar económicamente a tus beneficiarios”, según la dependencia, en alguno de los casos antes descritos, “a cambio de un pago periódico determinado??, conocido como prima.

¿Qué debes considerar?

El organismo especifica que es necesario conocer los siguientes conceptos:

  • Suma asegurada: se define como la cantidad de dinero que recibirá tu familia. Para determinarlo, se sugiere considerar el número de personas que dependen de ti, edades y gastos.
  • Prima: es el “precio del seguro que depende de la cantidad asegurada”.
  • Cobertura: son las situaciones en las que aplica el seguro como enfermedades terminales, gastos funerarios y padecimientos graves.

Así debes asignar a tus beneficiarios

La Profeco recomienda ser muy claro al momento de establecer quiénes recibirán los beneficios de este mecanismo. Toma en cuenta lo siguiente:

  • Escribe a la perfección el nombre y de manera clara.
  • Establece el porcentaje de la cantidad asegurada que le corresponde a cada quien.
  • Si estás contemplando a menores de edad, deberás asignar a una fiduciaria para que administre el seguro.

Más recomendaciones

  1. Infórmate lo mejor que puedas sobre los paquetes, sus beneficios y el proceso para solicitar la suma asegurada.
  2. Determina cuánto podrías pagar cada cierto tiempo. Ten en cuenta que es mejor cubrirlo de manera anual que mensual, trimestral o semestral.
  3. Evita omitir algún dato.
  4. Una vez que esté lista la póliza, revísala bien.
  5. Ten presente las fechas de pago de las primas, ya que si no pagas a tiempo puedes perder el seguro.

En caso de incumplimiento del seguro de vida, la Profeco recomienda reclamar con la Condusef.

About Author